Top

Ejercitarse en Altas Temperaturas

Ejercitándose en altas temperaturasDe acuerdo a algunos experimentos llevados a cabo en la Universidad de Roehampton en Londres, los jóvenes atletas que usaron un collar para el cuello cubierto con paquetes de hielo artificial ajustables durante la práctica pudieron mejorar la distancia al correr en un tiempo determinado a diferencia de cuando no usaron el collar. El experimento se llevó a cabo en un laboratorio con altas temperaturas y una caminadora. El collar claramente bajó la temperatura de sus cuellos sin embargo la temperatura del resto del cuerpo no disminuyó. Debido a las conclusiones se plantearon preguntas de cómo su rendimiento era afectado al solo enfriar sus cuellos antes de empezar a ejercitarse.

Para poder poner a prueba estas preguntas,  decidieron experimentar con un nuevo grupo de hombres. En este experimento los hombres corrieron hasta que estuvieron exhaustos para seguir corriendo en un laboratorio a 87 grados y húmedo. Al final del experimento se encontró que:

  • Corrieron más rápido cuando usaron el collar
  • Las temperaturas del núcleo de sus cuerpos fueron considerablemente más altas que cuando no usaron el collar

Los resultados de este experimento fueron publicados en The Journal of Athletic Training (El diario de Entrenamiento Atlético)

Es un hecho muy conocido que es peligroso cuando el núcleo del cuerpo alcanzar altas temperaturas. De acuerdo a varios estudios, una insolación es usualmente el resultado de exponer al cuerpo a esas altas temperaturas, usualmente arriba del los 104 grados, lo cual es una manera en que el cerebro hace un alto antes de que tomen lugar otras situaciones en que potencialmente corra peligro la vida, sin embargo a veces esta característica de seguridad del cerebro no surte efecto y la situación puede complicarse.

Las conclusiones a las que se llegaron en este experimento son:

  • Al enfriar el cuello se envío un mensaje al cerebro haciéndolo creer que todo estaba bien y los corredores expresaron que no se sintieron más acalorados que cuando usaron el collar.
  • El efecto del collar permite que los corredores continúen con su ejercicio a pesar de que sus cuerpos alcanzaban altas temperaturas, extendiendo el tiempo en llegar al agotamiento.

El originador principal del experimento, el Dr. Christopher James Tyler, quien es un conferencista en psicología en deportes y ejercicios en la Universidad mencionada expresó que lo que probablemente pasó es que los collares enfriaron la arteria carótida del cuello lo que ayudó a bajar la temperatura del cerebro.

La pregunta de si es o no algo prudente permanece. El collar está disponible por internet y en tiendas de deportes y la alternativa es hacer una versión en casa con una toalla enfriada puesta alrededor del cuello antes de correr, pero ¿es esto seguro?

El Dr. Christopher Tyler también comenta que a pesar de que el collar puede ayudar con mejorar el rendimiento la gente debe estar consciente de que su uso “puede llevar al sobreesfuerzo” y que el ritmo cardiaco debe ser  monitoreado durante el ejercicio; y mantener presente que lo frío del collar puede causar una puntada, lo cual es un dolor de cabeza intenso debido al frío.

De acuerdo al Profesor de Kinesiología y experto en la enfermedades causadas por el calor, Douglas Casa, en la Universidad de Connecticut, en lugar de enfocarse en mejorar el rendimiento en altas temperaturas se debe enfocar en “Mantenerse Saludables” aclimatándose lentamente. Se puede encontrar más acerca de la insolación  en la página web de la Universidad de Connecticut con respecto al nuevo Instituto de Korey Stringer, quien era un jugador de fútbol americano que murió debido a la insolación, el instituto fue fundado por su viuda.

Este es el artículo del New York Times acerca del ejercicio a altas temperaturas http://well.blogs.nytimes.com/2011/06/29/lessons-from-exercising-in-the-heat/?ref=health

Commentarios Cerrado.

Bottom